Cascada Todtnauer. Selva Negra

por Ene 9, 2020Alemania0 Comentarios

Después de visitar el pueblo de Triberg fui a visitar otra de las cascadas de la Selva Negra que tenía apuntadas en la lista. La cascada Todtnauer.

A pocos kilómetros del pueblo de Todtnau se encuentra la Cascada Todtnauer. Es la segunda cascada en altura de caída de la Selva Negra. Son 97 metros de caída divididos en varios saltos diferentes.

Llegué bastante justo de tiempo para ver las cascadas, ya era septiempre y se empieza a hacer de noche más pronto. De hecho la vuelta de la ruta la tuve que hacer con el frontal.

La ruta comienza en lo alto de las cascadas, desde la carretera se puede ver el inicio señalado. Tras atravesar un poco de bosque enseguida se llega a los primeros saltos de agua. La cascada se divide en varios tramos de caída, en todos los saltos de agua hay puentes que pasan por encima para seguir descendiendo por el camino.

Al bajar se llega a un puente con vistas a todo el valle, este es el puente de la gran caída. El agua avanza hacia la gran caída bajo nuestros pies.

A partir de este puente comienzan a bajar las escaleras hasta llegar a la base de la cascada. Son una buena cantidad de escaleras, durante todo el camino vamos bajando al lado de la gran caída de agua y nos va acompañando el sonido del agua en caída libre. Cuando llegué abajo casi me había quedado ya sin luz, aún así pude disfrutar de la grandeza de esta bonita cascada.

La peor parte llega al terminar la visita, todo lo que se baja hay que subirlo posteriormente para llegar de nuevo al punto de partida.

Sin lugar a dudas volveré a ver la Selva Negra para conocer más localizaciones y disfrutar de la gran belleza que esconde esta parte de Alemania.

Copyright

Todas las fotografías aquí publicadas, el logotipo y el nombre «Jdiezfoto» son propiedad del autor (salvo que se indique lo contrario). Están protegidas por las leyes Españolas sobre los derechos de la propiedad intelectual y no pueden ser descargadas, reproducidas, difundidas ni usadas con fines lucrativos bajo ningún concepto sin consentimiento del autor.

© Juan Díez-Yanguas Barber 2009 – 2020

Pin It on Pinterest

Share This